La Girola (Blog de Nicolás Doncel Villegas)

9 marzo, 2014

Piratas primaverales

Filed under: Tizas de colores — Nicolás Doncel Villegas @ 10:44

La del pirata cojo – Joaquín Sabina

clip_image0021. En una actividad de Lengua tienen que convertirse en capitanes de un barco pirata y escribir en el cuaderno de bitácora lo que ha ocurrido ese día de navegación. Aquí dejo uno los más “aplaudidos”:

– Hoy ha sido un día tranquilo. Abordamos un barco y arrojamos por la borda a varios marineros. Luego le cortamos la cabeza al resto…

Aprovecho que estamos (también) estudiando las conjugaciones verbales (¿¡qué antigüedad!?), y que el Día de la Paz y la No Violencia ya queda lejos, y les pregunto si conocen el significado de un verbo de la primera (conjugación): decapitar.

2. En los corrillos magisteriles ya se habla de la Nueva Ley que ha de llegar el próximo curso. Esto, que suena tan bíblico, es como el viento en Tarifa: nunca cesa. Las leyes de educación son un continuo. Ya se habla de asignaturas troncales y específicas, del desdoblamiento del Conocimiento del Medio en Ciencias Sociales y Ciencias de la Naturaleza, de la sustitución de las Pruebas de Diagnóstico por las Reválidas… Todo tan moderno, todo antiguo.

3. “Me acuerdo de una pizarra y de un pupitre que habían pertenecido a la primera escuela de niños españoles en México, y de un mandil escolar azul marino, con cuello de celuloide blanco, que me estremeció inesperadamente de congoja, como las hojas de caligrafía rellenadas a lápiz por niños de cuarenta años atrás y los estuches de colores idénticos a los que yo había tenido en mi escuela.”

Sefarad (Olympia) – Antonio Muñoz Molina

clip_image004

4. El invierno ya es pasado. Para la escuela también. Se acabaron las mañanas de frío, nieblas y lluvias. Esas en las que, cuando llegaba temprano, podía ver a los alumnos del Aula Matinal refugiados tras las grandes cristaleras del comedor, como pececillos en un acuario; esas en las que gorros, guantes y bufandas eran más importantes que libros y cuadernos. El sol de esta primavera anticipada se ha adueñado de los patios y de la vida. Bienvenido sea.

5. “En el colegio, en la clase de la una, languidecía de impaciencia y de aburrimiento al ver cómo el sol arrastraba hasta mi pupitre un dorado resplandor, invitación a esa fiesta, a la que yo no iba a poder llegar antes de las tres, porque a esa hora venía Francisca a buscarme a la salida y nos encaminábamos hacia los Campos Elíseos por calles decoradas de luminosidad, llenas de gente, donde había casas con balcones vaporosos, abiertos por el sol y que flotaban delante de las casas como nubes de oro.”

Por el camino de Swann – Marcel Proust

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: